Imagen 23/31
La última boda de ensueño de la nobleza alemana

La última boda de ensueño de la nobleza alemana

Bad Laasphe, ciudad del distrito alemán de Siegen-Wittgenstein, se ha convertido en escenario de una nueva boda de cuento de hadas de la nobleza alemana. Los exquisitos tapices de floresa las puertas de la iglesia local, el colorido glamour de los 150 invitados, el aparcamiento de lujo de señoriales Jaguar y sedanes y la presencia de la prensa de sociedad daban señales inequívocas de la celebración del gran acontecimiento: el enlace del príncipe Maximiliano de Sayn-Wittgenstein-Berleburg, perteneciente a una de las cuatro ramas dinásticas de la Casa Principesca de Sayn como descendiente del Conde Georg (1565-1631), y su princesa Franziska, de soltera Balzer. Era la boda de ensueño que cualquiera se esperaría de un miembro de la Casa Principesca de Wittgensteiner y el sueño cumplido de los novios. Se habían casado el pasado mes de noviembre en una ceremonia civil en Munich y desde entonces se entregaron con mimo al preludio de nueve meses de preparativos nupciales para escribir en su gran día “un pequeño cuento de hadas” en el hogar de los Wittgensteiner. VER NOTICIA >>

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie